Select a School...
Select a School

Student Parent Handbook

DISCIPLINA

Con el fin de ofrecer un entorno de aprendizaje positivo para los estudiantes y el personal, las escuelas deben ser seguras y ordenadas, los estudiantes deben recibir expectativas claras de la conducta apropiada en la escuela y deben seguirse medidas disciplinarias justas para los estudiantes. Para apoyar estos objetivos, la política de la Junta establece un Código de Conducta para los estudiantes y requisitos de debido proceso para imponer suspensiones fuera de la escuela. Al reconocer que retirar a los estudiantes de la escuela puede exacerbar los problemas de conducta, disminuir los logros académicos y apresurar el deseo de los estudiantes de abandonar la escuela, la Junta exhorta a los maestros y los administradores de la escuela para que utilicen medidas disciplinarias dentro de la escuela cuando sea posible y que reserven las suspensiones de largo plazo y fuera de la escuela para la mala conducta grave, como comportamiento que pone el riesgo la seguridad de los estudiantes, el personal o los visitantes, o que afecta sustancialmente el entorno educativo.
 
El superintendente conservará un registro con los antecedentes de todos los estudiantes suspendidos o expulsados. Estos datos deberán incluir la raza, el sexo, la edad, el grado, el estado de discapacidad de cada estudiante, la duración de la suspensión para cada estudiante, si se proporcionaron servicios educativos alternos para cada estudiante, y si un estudiante tuvo varias suspensiones en ese año académico.
En el caso de que un estudiante haya llevado un arma de fuego a instalaciones escolares, la información debe incluir la descripción de las circunstancias de la suspensión del estudiante, el nombre de la escuela en que sucedió el hecho, la cantidad de estudiantes suspendidos de la escuela por llevar un arma a instalaciones escolares según la definición de este párrafo y el tipo de arma en cuestión.
CLOSE